martes, 31 de octubre de 2017

Escribo nuevamente sobre vida y sobre muerte, nos soltaste la mano a medio camino. Nos dejaste como criaturas que a penas andan en tu ausencia, tapándonos del frío y del horror.

Tu falta es inmensa, lo llena todo de este vacío sin fin, lo que antes llenaba tu risa y tu voz sonora hoy es un silencio gris.

Lloro, grito, estoy llena de rabia con la vida y con Dios; no he podido decir gracias por un nuevo día desde que en ese día no estás vos.

Te extraño tanto, te extraña mi madre, no logramos dejarte ir y debemos hacerlo para que tu alma descanse pero nosotras quedamos aquí.

Siento que me quiebro y que me clavan puñales, siento que me asfixio y no sé ni qué decir, fuiste para mí un padre pero aquella mañana fatal te perdí.

Te amamos siempre, y te recordaremos siempre y siempre vas a estar aquí, en cada paso que dé, en cada decisión que tome, acudiré a tu consejo que siempre pedí.

Gracias.

Oct/ 10 / 2017 L.A.M.S

domingo, 27 de agosto de 2017

En memoria a Yuma

Llueve por la tarde, hoy llueve diferente, las tormentas no te asustan y los truenos no te siguen, hoy la lluvia fresca riega tu semilla, princesa manchadita, con piel de tigre y “botas blancas”.
 
La tierra te recibe, triste pero tuya, recibe tu alegría y tu dulzura, donde creímos ver muerte pronto brotará vida, crecerán las plantas, se fortalecerán las flores y cada una de sus hojas llevará un poquito de vos; pasaremos saludando en tu nuevo camino, en tu nuevo reino verde, eterno y sin dolor.

Nuestra amada Yuma.
27/Jul/ 2010 - 27/Ago/2017

martes, 11 de julio de 2017

Una cita de Adrián Gil

Siempre que digo "amor", 
no importa dónde, hablo de ti, 
eres tú, es tu nombre.

Lluvia

Que hermosos son los rayos, las venas del cielo resaltan en neón.

La lluvia cae con el peso de quien ha esperado tanto...

Y nosotros aquí abajo haciendo la guerra y haciendo el amor.

El reves del alma: Carla Guelfenbein.

Era la primera experiencia de ese placer arrebatador, un placer que movilizo todos sus sentidos hacia las fronteras de si misma, volviéndola vulnerable,desalmada y dulce al mismo tiempo.

Libro: El revés del alma
Carla Guelfenbein.